Tucumán: denuncias cruzadas que afectan al gobierno, la Justicia y la Corte.

Escribe Daniel Blanco | Publicado en politicaobrera.com

En la provincia ha estallado una crisis que envuelve al gobierno, al conjunto del régimen político y al propio estado. El detonante fue la denuncia penal realizada el 1º de setiembre por el camarista Enrique Pedicone contra el vocal de la Corte Daniel Leiva, quien le habría pedido manejar “la intensidad” del proceso abierto contra el legislador Ricardo Bussi, por presunto abuso sexual y corrupción. Leiva le reclamó que la causa no debía llegar a la Corte provincial, y le advirtió que hablaba por pedido del gobernador Manzur y el vice Jaldo.

Pedicone tiene las grabaciones de la charla sostenida con Leiva, certificadas en un acta escrita por el secretario judicial Fernando Valladares. Un terremoto político.

Contrataque

Leiva señaló que todo era un invento de Pedicone y que tiene una declaración de Valladares desmintiendo el relato. Denunció que Pedicone había liberado a más de 100 presos, eximiéndolos del cumplimiento de la prisión preventiva, que obligó a la Corte a confirmar las prisiones y devolver a los liberados a la cárcel. Manzur planteó que era un tema judicial.

Ricardo Bussi es el referente de Fuerza Republicana, que cuenta con una bancada de siete legisladores, y concejales en diferentes municipios. En el último período, sin embargo, Bussi ha pegado un viraje de su política de ir solo a elecciones, dividir a la oposición y favorecer al oficialismo. Ahora propone un frente electoral con la UCR. Desde el gobierno han decidido usar las causas judiciales abiertas contra Bussi para impedir precisamente que pueda consumar un frente opositor.

Fuego cruzado

Pedicone reclamó que sus denuncias se investiguen bajo el nuevo Código Procesal Penal, en vigencia desde el 1º de setiembre pasado, y que tiene por base la oralidad y el tiempo breve. Pedicone señaló que no confiaba en los fiscales y que a las pruebas las iba a depositar en una escribanía, luego de haberlas hecho públicas a través de los medios. Reclamó garantías para él y su familia, e Incluso en los medios destacó que debido “a la tensa y delicada situación institucional” estaba tramitando pedir asilo en la embajada italiana.

La Corte aún no se ha pronunciado, aunque todos señalan que se encuentra dividida. A la vez, distintas denuncias, algunas contra Leiva y otras contras Pedicone, han ingresado en la legislatura.

Alternativas

Sectores de familiares de víctimas de distintos delitos, alineados con el gobierno, han salido a denunciar a Pedicone, destacando que “defiende a los delincuentes y no a las víctimas”. Otro grupo de familiares, en cambio, se ha alineado detrás de Pedicone, con el reclamo de una “justicia independiente” para terminar con la impunidad.

Al calor de esta crisis, han emergido denuncias de todo tipo y color, contra jueces y la Corte, contra el gobierno y la legislatura, que no hacen sino expresar la profunda descomposición del régimen político, del gobierno y sus partidos y del propio estado provincial.

 

Comentarios